Hace ya más de un mes de mi viaje a Lisboa y aún no os he contado la segunda parte. La primera parte del viaje, en la que visitamos Belem y la zona de Baixa os la conté unos días después de volver del viaje y hoy os traigo la segunda.

El sábado nada más levantarnos fuimos a desayunar a Fábrica Coffee Roasters, una cafetería de las que están muy de moda ahora mismo, muy americana, y la verdad es que desayunamos muy bien. Buen café y buen croissant. También tienen los pasteles de Belem y otras tartas y bollos para desayunar.

Viaje LisboaViaje LisboaViaje Lisboa

Y tras desayunar con calma, nos fuimos a visitar el Castelo de Sao Jorge, que se encuentra en el barrio de Alfama. Desde los jardines del Castillo hay unas vistas espectaculares de la ciudad y la desembocadura del río Tajo. Y esa misma mañana aprovechamos para visitar en el mismo barrio de Alfama, la Catedral de Lisboa (que ellos llaman sé) y el mirador de Santa Luzia. La verdad es que este barrio es uno de los más característicos y típicos de Lisboa.

Quisimos comer algo rápido a mediodía, así que fuimos a Pois Café, muy cerca de la Catedral y un sitio con mucho encanto. No tienen una carta extensísima, pero lo que tienen lo cuidan mucho: guacamoles, humus, tostas muy completas, ensaladas… y tartas caseras. Es un lugar con libros, exposiciones, sillas, sillones y sofás diferentes, donde hay gente que va a tomarse un café y trabajar con el ordenador. O gente como nosotros que pasamos a comer algo rápido y bueno.

Viaje LisboaViaje Lisboa

Después de comer quisimos subir al Arco da Rua Augusta, desde el que hay unas vistas muy bonitas al Tajo y a la Rua Augusta. No me acuerdo cuánto pagamos, no fue mucho. Y para mí mereció la pena por las fotos que pude hacer.

Cuando bajamos del arco, quisimos ir un rato de compras. La verdad es que había leído en diferentes sitios que para comprar cosas típicas portuguesas, había que ir sin duda a A vida Portuguesa. Y allí que nos dirigimos. Es una tienda que está en la zona de Chiado y la verdad es que merece mucho la pena: jabones, cremas, latas de conservas, decoración típica, azulejos, golondrinas de cerámica, textiles… hay de todo y todo bonito.

También estuvimos en la 4ª planta de la tienda Benetton de Chiado, donde se encuentra Fabrica Features. Se trata de un espacio donde hay productos de diferentes marcas (entre ellas Don Fisher) y también hacer exposiciones. Tras entrar en varias tiendas de la zona, nos sentamos a tomarnos un refresco en el famoso Café A Brasileira, donde se encuentra la estatua del poeta y escritor portugués, Fernando Pessoa. 

Después de la parada, fuimos a callejear por el Barrio Alto y disfrutamos de las vistas del atardecer desde el Mirador de San Pedro de Alcántara.  Y para terminar el día, nos apetecía comer italiano y fuimos a Mercantina.

 

Viaje LisboaViaje Lisboa

La verdad es que fue un viaje genial, corto pero genial. Se nos quedaron cosas por ver, pero así ya tenemos excusa para volver 😉

¿Conocéis Lisboa? ¿Qué es lo que más os gustó?

 

 

CompartirShare on FacebookGoogle+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn